Compañías israelíes recurren a mano de obra palestina

Dentro de las paredes pastel de una oficina suburbana modesta, empleados israelíes de alta tecnología han logrado una hazaña que elude a sus dirigentes políticos: crear una sociedad con los...
 Dentro de las paredes pastel de una oficina suburbana modesta, empleados israelíes de alta tecnología han logrado una hazaña que elude a sus dirigentes políticos: crear una sociedad con los palestinos.
Hod Hasharon, Israel -
  • Las conversaciones de paz entre israelíes y palestinos se han estancado

Dentro de las paredes pastel de una oficina suburbana modesta, empleados israelíes de alta tecnología han logrado una hazaña que elude a sus dirigentes políticos: crear una sociedad con los palestinos.

Las conversaciones de paz entre israelíes y palestinos se han estancado, pero eso no ha impedido que un número reducido de compañías israelíes de tecnología busque trabajar con gente del otro bando del conflicto.

Los Directores Generales de las firmas israelíes afirman que ésta ha sido su forma de traer un poco de paz a su pedazo de mundo lleno de problemas desde hace décadas. Pero el motivo verdadero por el que han emprendido la contratación de palestinos, afirman, se debe a que supone un buen sentido empresarial.

La industria de alta tecnología de Israel figura entre los logros máximos del país. Israel tiene una de las tasas más altas per cápita de aperturas de empresas en el mundo y ha contribuido a innovaciones como el envío instantáneo de mensajes y la telefonía por Internet.

Numerosas firmas tecnológicas de Israel han exportado trabajo a Europa del este, India y China.

En los últimos tres años, sin embargo, algunas de las firmas han recurrido a Ingenieros y programadores palestinos.

Estos expertos son más baratos, ambiciosos, trabajan en el mismo huso horario y para sorpresa de numerosos israelíes son notablemente similares a ellos.

"La brecha cultural es mucho menor de lo que pensamos"

"La brecha cultural es mucho menor de lo que pensamos", dijo Gai Anbar, Jefe Ejecutivo de Comply, una empresa nueva israelí en esta localidad del centro de Israel que desarrolla programas informáticos para empresas farmacéuticas globales como Merck y Teva.

En su empleo anterior, Anbar trabajaba con ingenieros en India y Europa oriental, pero encontraba dificultades de comunicación.

En el 2007, cuando buscaba trabajadores para su nueva empresa, Anbar recurrió a Ingenieros palestinos. Dijo que los palestinos hablan como los israelíes, son directos e inhibidos. Hoy día, Comply emplea a cuatro palestinos.

Los Ingenieros palestinos también han animado este concepto.

El Presidente de la Asociación Palestina de Tecnología de la Información, Ala Alaeddin, dijo que una alianza de negocios podría ser útil a la comercialización de productos israelíes con nombre palestino en los mercados árabes mayores, a los que no llegan.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×