Moovit, una app de transporte público

Una de las aplicaciones de información a tiempo real sobre el transporte público que más ha crecido durante el último año, Moovit, tiene en América Latina una de sus principales bazas, explicó el...
Una de las aplicaciones de información a tiempo real sobre el transporte público que más ha crecido durante el último año, Moovit, tiene en América Latina una de sus principales bazas, explicó el vicepresidente de marketing de la compañía...
 Una de las aplicaciones de información a tiempo real sobre el transporte público que más ha crecido durante el último año, Moovit, tiene en América Latina una de sus principales bazas, explicó el vicepresidente de marketing de la compañía...  (Foto: )
San Francisco, California (Reuters) -
  • Moovit se creó a finales de 2011 en Tel Aviv por tres socios fundadores

Una de las aplicaciones de información a tiempo real sobre el transporte público que más ha crecido durante el último año, Moovit, tiene en América Latina una de sus principales bazas, explicó el vicepresidente de "marketing" de la compañía, Alex Torres.

En Latinoamérica se encuentran actualmente el 30 por ciento de los 10 millones de usuarios de Moovit a nivel mundial, y la empresa ha apostado por Brasil, Colombia, Argentina, México y Chile como mercados estratégicos.

Moovit, que facilita de forma gratuita rutas y horarios de metros y autobuses en hasta 400 ciudades del mundo, es la mayor aplicación global de información a tiempo real sobre el transporte público al margen de Google y su servicio Google Transit, pese a ser una empresa creada hace apenas tres años.

"Moovit se creó a finales de 2011 en Tel Aviv (Israel) por tres socios fundadores. Los tres estaban haciendo 'footing' cuando se dieron cuenta de que no tenían ninguna aplicación de transporte público que les indicara cómo regresar a casa", explicó Torres, quien se unió a Moovit recientemente tras trabajar durante varios años en la sede de Google en Mountain View, California.

La mayor novedad que aporta esta nueva herramienta en el campo de las aplicaciones sobre movilidad es que Moovit no sólo se nutre de datos oficiales aportados por las autoridades locales sobre los horarios y situación de metros y autobuses, sino que también añade, mediante "crowdsourcing", datos aportados por los propios usuarios del transporte público.

De este modo, si un ciudadano que se haya descargado Moovit en su teléfono móvil y haya aceptado ser "informador" de la aplicación, sube en un autobús y éste sufre un retraso, la aplicación incorporará esa información automáticamente y alertará al resto de posibles usuarios de la incidencia en esa línea de autobús.

"Tenemos más de 3 mil usuarios que se han comprometido a ayudarnos activamente para mejorar el producto. Estos usuarios nos dan información y nos alertan ante posibles errores como, por ejemplo, una estación de autobús mal señalada", explicó Torres.

La aplicación es gratuita y tiene presencia en 400 ciudades de todo el mundo, la mayor parte de ellas en el continente americano, Europa y Australia, aunque también está reforzando su presencia en países asiáticos como Singapur, Tailandia e Indonesia, además de Israel, de donde es originaria.

En Latinoamérica, Moovit cubre 15 ciudades brasileñas (una cifra superior a la de Google Maps), entre ellas Sao Paulo y Rio de Janeiro, además de Bogotá (Colombia), México D.F. (México), Buenos Aires (Argentina) y Santiago (Chile).

Pese al gran crecimiento en número de usuarios que ha experimentado la empresa durante el último año, Moovit se encuentra en algunas ocasiones con dificultades para acceder a los datos de los que disponen las autoridades locales sobre el transporte público.

"Debemos avanzar hacia una realidad de 'open data' (datos abiertos). Todavía hay muchas reticencias por parte de los gobiernos locales de facilitar información relativa al transporte público a empresas pequeñas como nosotros. En cambio otras empresas más grandes sí tienen acceso", lamentó Torres.

Además de las dificultades a la hora de lidiar con las autoridades locales, Moovit también debe hacer frente a la disparidad tecnológica entre ciudades, ya que no todas en las que tiene presencia disponen de datos dinámicos de su transporte público, es decir, aquellos que mediante un sistema de GPS se retransmiten en tiempo real.

No te pierdas