Madden 2016, realismo NFL en su mejor versión

Después de que fuimos testigos de una de las campañas más impresionantes, donde incluso uno de los promocionales fue hecho con actores, jugadores y hasta el coach Rex Ryan rayaban en lo ridículo,...
 Después de que fuimos testigos de una de las campañas más impresionantes, donde incluso uno de los promocionales fue hecho con actores, jugadores y hasta el coach Rex Ryan rayaban en lo ridículo, apareció el esperado Madden 2016 con Odell Beckham Jr.
Ciudad de México -
  • Es casi obligatorio hacer una descarga de 600 MB para bajar rostros más reales
  • La dinámica por aire fue mejorada, mejoró el manejo de los receptores

Después de que fuimos testigos de una de las campañas más impresionantes, donde incluso uno de los promocionales fue hecho con actores, jugadores y hasta el coach Rex Ryan rayaban en lo ridículo, apareció el esperado Madden 2016 con Odell Beckham Jr. en la portada.

Sin duda es la mejor versión que hay en cuanto a realismo y manejabilidad de los protagonistas, sin embargo, es bastante largo el proceso para abandonar el menú principal y es casi obligatorio hacer una descarga de 600 MB para bajar los rostros más reales de los jugadores.

Aunque se opte por “brincar” este paso, el juego te pedirá cada vez que accedas a él hacer el proceso, así que se recomienda realizarlo desde la primera ocasión en que se toma el control.

Aunque no son favoritos para llegar al Super Bowl, el juego ofrece una simulación de la edición 50 del “Gran Juego” con los Pittsburgh Steelers contra los Arizona Cardinals (estos últimos, sí aspiran a llegar al Levi’s Stadium en febrero) donde se muestran las nuevas formas de atrapar los pases.

Es como si la Liga de las “tackleadas” hubiera colocado un episodio de NFL Films con los Steelers ganando su séptimo anillo de Campéon (algo que no ocurrirá este año).

Las mejoras se notan desde el inicio, los envíos aéreos lucen dinámicos y si se juega como “Wide Receiver” (receptor), hay tres maneras de atrapar los pases; si se elige jugar como “Quarterback” se exhibe una mayor profundidad de juego y mayor control.

Es decir, hay un balance con el nuevo sistema de atrapar, pasar y defender, modo que será bien aprovechado por los jugadores más emparentados con la saga de Madden.

Por otro lado, el nuevo modo “Draft” o “Draft Champions“ (“online” u “offline“) permite construir y desarrollar el estilo de juego de un equipo con base a las decisiones que se tomen y la táctica que se elija.

Hay sorteo de jugadores donde se ofrecen de tres en tres en cada posición, así que se deberá ser cuidadoso en cada movimiento si es que se quiere contar con un equipo de calidad y competitivo.

El “Ultimate Team“ regresa en esta entrega para crear un equipo con estrellas y leyendas del emparrillado y simulando que tú eres el entrenador. Todo, absolutamente todo se puede personalizar en los equipos, controlar cada aspecto del mismo y combinar incluso los uniformes.

En este modo, se debe comprar paquetes de tarjetas coleccionables (virtuales) para obtener mejores jugadores, estadios, coaches y uniformes. Además, tu equipo lo podrás enfrentar a otros equipos de jugadores alrededor del mundo, para así poder cumplir ciertos retos y con ello juntar más monedas para adquirir más tarjetas.

Antes, sólo se necesitaba ganar partidos en diferentes modos para recibir recompensas, ahora, sólo se obtienen puntos si completas retos antes mencionados o se paga dinero real para comprarlos (no ha sido bien recibido por los “gamers”).

A pesar de los inconvenientes, no cabe duda que es la mejor versión de Madden que ha existido, el realismo de los personajes y las opciones de juego, hacen versátil esta nueva edición. Los aficionados más “clavados” en la NFL lo amarán, aquellos que apenas conocen el deporte, lo sufrirán por la complejidad.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×