Chile destrozó al Tricolor de las rotaciones

Chile destrozó al Tricolor de las rotaciones
Vergonzoso papel del Tricolor en el juego de Cuartos de Final ante Chile.
 Vergonzoso papel del Tricolor en el juego de Cuartos de Final ante Chile.  (Foto: Mexsport)
  • Eduardo Vargas marcó un 'póker', Edson Puch un doblete y uno más de Alexis Sánchez
  • El Tricolor jugó su peor partido en décadas ante un lleno de mayoría mexicana
Levi's Stadium, ante un lleno -

Si el Tricolor no tenía un rostro definido, esta tarde quedó definitivamente desfigurado.

Humillante fue el 7-0 en estos cuartos de final contra Chile pero también la forma. Además, vergonzosa la actitud de un equipo mexicano que desde los primeros minutos se mostró chico, sin personalidad y temeroso por la presión de la Roja.

Juan Carlos Osorio quiso ser estudioso y se había dicho preocupado por la pelota parada. Pero Chile ganó por su conocido estilo de kamikazes y sin siquiera marcar una en juego aéreo.

Defensor de sus rotaciones, el colombiano no dejó de sorprender. Guillermo Ochoa fue el portero, Rafael Márquez se quedó en la banca y en su lugar estuvo Jesús Dueñas. Desde ahí, el Tri pareció perder en carácter.

La Roja que fue un torbellino en el amistoso del 1 de junio jugó a lo mismo y esta vez no falló porque el mejor ejemplo del temor mexicano fueron Miguel Layún y Paul Aguilar esperando a Alexis a que les pusiera a centímetros de distancia un pase entre ambos, antes de que Marcelo Díaz disparara, Guillermo Ochoa escupiera y Edson Puch rematara para el 1-0 desde el 10'.

Sin personalidad y amedrentado, el Tri nunca reaccionó, terminó el primer tiempo cayendo por dos por el primero de Vargas al 44’ y apenas al inicio del segundo le clavaron el tercero gracias al tanto de Alexis Sánchez.

Ni tiempo hubo para algo en el Tri. Le abrieron la puerta a patadas y el resto de los goles cayó en racimo: al final hubo “póker” de Vargas y doblete del necaxista Edson Puch.

Néstor Araujo había sido el mejor hombre pero poco a poco ni él fue rescatable. En cada gol chileno siempre hubo complicidad mexicana, pasividad para apoyar u hombres colgados en el ataque que se volvían testigos lejanos de la goleada.

Hirving Lozano y Tecatito Corona poco desequilibraron, Dueñas nunca existió en medio campo y por ello Andrés Guardado fue cambiado a la contención. Las modificaciones en el segundo tiempo poco ayudaron: Raúl Jiménez y Gullit Peña solo entraron para ver los otros cinco goles chilenos: el de Alexis al 49', nuevamente Vargas al 52’, 57’, su cuarto al 74’ y el último de Puch al 87’.

El Tri buscó aprovechar la “localía” de esta edición centenaria para hacer suya su primer Copa América. Pero el torneo le quedó grande a una Selección que prioriza las rotaciones y no la constancia en las alineaciones.

El objetivo de ser semifinalista quedó lejos pero al menos la mayoría de los jugadores "presumirá" haber tenido minutos.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×