Gignac y La Volpe desataron gresca que derivó en tres rojas

Paolo Goltz, la Palmera Rivas y Ventura Alvarado, que estaba en la banca, se fueron expulsados tras la bronca
La bronca se salió de control y se perdieron varios minutos.
 La bronca se salió de control y se perdieron varios minutos.
  • La Volpe y Gignac se comenzaron a mentar la madre
Estadio Univetrsitario -

Una falta sobre Renato Ibarra que parecía no ir a más desató una de las broncas más llamativas en las últimas finales del futbol mexicano.

Se armó la bronca en la final

Jorge Isaac Rojas perdió por completo el manejo del partido y eso se demostró cuando el director técnico del América, Ricardo La Volpe, empezó a mentarse la madre con André-Pierre Gignac, tras lo cual siguieron los jaloneos y se desataron los manotazos entre jugadores de ambos equipos con las bancas incluídas.

Tal fue el descontrol que sufrió el partido tras esa falta que Ricardo Ferretti quedó en medio de la bronca intentando separar a sus jugadores sabedor de la intención que tenía la plantilla azulcremas de cortar el ritmo. En la bronca destacó la furia incontrolable de Rivas, quien se metió a lo más profundo de la banca azulcrema, donde tomó del cuello al Chepe Guerrero.

Tras algunos manotazos, empujones y jaloneos, el árbitro Jorge Isaac Rojas decidió esperar y junto a sus asistentes tomó la decisión de echar de la cancha a la Palmera Rivas y a Paolo Goltz, aunque este último hizo tremendo berrinche antes de abandonar la cancha que no pudo esconder las lágrimas.

Al final de todo, ya con el título para los felinos, los iniciadores limaron asperezas. Un La Volpe mucho más calmado se fundió en un abrazo con Gignac e incluso se dieron un beso en la mejilla. Esto sucedió después de que el Bigotón había recogido la medalla de subcampeón y pasaba frente a los campeones para felicitarlos uno a uno, por lo que también hubo abrazo con Ferretti.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×