La fe del Diego

Este día Diego Armando Maradona cumple 50 años de edad y para ello la Iglesia Madoniana planea festejar en su honor.
Este día Diego Armando Maradona cumple 50 años de edad y para ello la Iglesia Madoniana planea festejar en su honor.
 Este día Diego Armando Maradona cumple 50 años de edad y para ello la Iglesia Madoniana planea festejar en su honor.
Ciudad de México -
  • Este sábado Diego Armando Maradona cumple 50 años y la Iglesia Maradoniana planea festejar en su honor

“Diego nuestro que estás en la Tierra, santificada sea tu zurda. Venga a nosotros tu magia, háganse tus goles recordar, aquí en la Tierra como en el cielo. Danos hoy una alegría en este día y perdona a aquellos periodistas así como nosotros perdonamos a la mafia napolitana. No nos dejes manchar la pelota y líbranos de Havelange... Diego”.

Palabra de Dios, te alabamos señor. Amén.    Esta es sólo una de las oraciones que predican los seguidores de la Iglesia Maradoniana. Sí, leyó bien: existe una religión cuyo Dios supremo es  el “futbolista todopoderoso, creador de magia y pasión”, Diego Armando Maradona; aquel ser amado por muchos, odiado por tantos otros e ignorado por nadie.

Todo comenzó el 30 de octubre de 1998, cuando los rosarinos Hernán Amez, Héctor Campomar y Darío Verón decidieron como broma, festejar la navidad del nacimiento del “10”;  año tras año celebraban lo mismo, hasta que en el 2001 finalmente se creó la Iglesia Maradoniana.

De a poco, lo que empezó como una parodia local, fue ganando adeptos alrededor del mundo, hasta llegar a tener más de 100 mil  seguidores, entre ellos, reconocidas figuras del ámbito deportivo, como Ronaldinho y Messi, el “Messías”, según los maradonianos.

La Iglesia cuenta con sus propios rezos, que son adaptaciones del Padre Nuestro, Ave María y Credo. Su único fin es mantener en la memoria aquellas jugadas, goles, campeonatos y momentos, tanto buenos como malos, que les regaló Diego Maradona. Quienes la integran se juntan frecuentemente a hablar de futbol, especialmente, del '10'.

También ofrece distintos tipos de servicios, como bodas, donde las parejas proclaman su amor frente a una pelota de testigo y el libro autobiográfico “Yo soy el Diego de la gente”, su Biblia. Una vez que el “cura” dice “Que el hombre no separe lo que el Dios del futbol ha unido”, el novio puede besar a la novia, y todos felices. En cuanto a los trámites, “lo único que te piden es llevar un número 10 en el saco”  dice Adrián Alejandro González, uno de los jóvenes mexicanos que se casó en la Iglesia Maradoniana, en el 2007.

Sin embargo, estos casamientos no tienen validez oficial; sus creadores aclararon desde el primer momento de su fundación que dicha Iglesia es una parodia que jamás ha tenido la intención de convertirse en una religión oficial.

Toda esta metáfora de Maradona como D10S (como lo escriben sus seguidores, con el mítico número diez) y el futbol como religión, es un homenaje al “Pelusa”, quien con su talento llevó a la Argentina a levantar una Copa del Mundo, además de conseguir con dos golazos vencer a Inglaterra, una nación a la que cuatro años antes, en batallas bélicas, no habían podido hacerlo.   Es por eso que la Iglesia festeja dos fechas: el 30 de octubre, la Navidad, y el 22 de junio, las Pascuas, en memoria a aquel partido que los argentinos, quienes llegaban al encuentro con un gran resentimiento por la pérdida de aquel territorio y sobre todo por la cantidad de muertes que había dejado la Guerra de las Malvinas, lograron vengar.

En la actualidad, la Iglesia Maradoniana sigue creciendo a tal grado que la firma EA Sports decidió incluirla en la campaña publicitaria  “We are eleven” del videojuego FiFA 11’. En ella se explica cómo surge la idea de crear esta nueva religión y se escuchan testimonios de personas que ilustran un desenfrenado culto a Diego.

Cada Navidad maradoniana, los devotos a su iglesia se juntan en una pizzería a celebrar su nacimiento y brindar por él. Este sábado cumplirá 50 y su Iglesia planea organizar una gran fiesta en su honor; hasta se dice que el mismo D10S estará ahí... habrá que ver.   Maradona, considerado como el mejor futbolista argentino de la historia. Drogadicto y rehabilitado; revolucionario, comunista, populista, referente, víctima de los poderes que lo usan a su conveniencia, cómplice de los mismos.

Maradona, mito, ídolo, héroe y antiheroe. La contradicción personificada. Gambetero de la vida y de la muerte también. Así es él, blanco o negro; el que lo apoya es digno de formar parte de esta Iglesia, que lo sigue incondicionalmente. Allí podrá encontrar personas que comparten esa misma pasión; gente con la que jamás se va a entrar en debate en si Pelé es mejor que él o no, porque eso no está en discusión. Uno es el rey, el otro es Dios.

Si le interesa unirse a este movimiento, que más allá de la parodia, es una muestra de amor a este ex jugador, es necesario bautizarse antes; para eso, quien desee integrar esta comunidad, debe actuar la jugada de la famosa 'Mano de Dios', además de comprometerse a cumplir con los diez mandamientos establecidos a continuación:

1. La pelota no se mancha, como dijo D10S en su homenaje. 2. Amar al futbol por sobre todas las cosas. 3. Declarar tu amor incondicional por Diego y el buen futbol. 4. Defender la camiseta Argentina, respetando a la gente. 5. Difundir los milagros de Diego en todo el universo. 6. Honrar los templos donde predicó y sus mantos sagrados. 7. No proclamar a Diego en nombre de un único club. 8. Predicar los principios de la Iglesia Maradoniana. 9. Llevar Diego como segundo nombre y ponérselo a tu hijo. 10. No ser cabeza de termo y que no se te escape la tortuga.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×