Tigres 1-0 San Luis... Triunfo felino de último momento contra nueve potosinos

Tigres consiguió el triunfo a cuatro minutos del final para ganar un partido que se le estaba complicando de más, ante nueve potosinos que vendieron cara la derrota en El Volcán; Salcido debutó y...
 Tigres consiguió el triunfo a cuatro minutos del final para ganar un partido que se le estaba complicando de más, ante nueve potosinos que vendieron cara la derrota en El Volcán; Salcido debutó y salió de cambio.  (Foto: Notimex)
Estadio Universitario -
  • Se impone la UANL con gol de Jiménez a cuatro minutos del final
  • Potosinos se acuchillan a sí mismos con dos expulsiones infantiles en el segundo tiempo
  • El juego significó el debut de Salcido como tigre; el zaguero salió de cambio

De la agonía al júbilo sólo estaba un gol de diferencia, y Tigres lo consiguió a cuatro minutos del final, para ganar un partido que se le estaba complicando de más, ante nueve potosinos que vendieron cara la derrota en El Volcán.   No era un libreto cómodo para nadie. San Luis, luego de dominar el primer tiempo y controlar las acciones, se vio autoacuchillado por dos expulsiones absurdas de Aníbal Matellán y Alfredo Moreno, por lo que sólo aspiraba a resistir sin daño en el duelo. Tigres, en contraparte, se veía como el obligado de la película, superior en elementos y al respaldo de su afición y al final cumplió con lo justo, con un gol de Israel Jiménez.   Los reflectores del juego apuntaban al debut de Carlos Salcido, pero el internacional fue opacado con la figura del rival, Óscar Pérez, que sacó todo lo que estuvo a su alcance, y que por poco guía a su equipo a una hombrada, de no ser por un disparo violento de Jiménez que hizo explotar el inmueble, tenso instantes atrás.   Con el resultado, Tigres logró su primera victoria del Apertura ante su afición, y llegó a 10 unidades, con etiqueta de invicto en el certamen. San Luis, por su cuenta, se quedó con seis puntos, pero con dos partidos pendientes.   La tarde en El Volcán mostró a unos felinos con su sello tradicional, pese a no contar con Juninho ni David Toledo, suplidos con Salcido y Pepe Rivas. Al minuto 3 la presión por poco rinde frutos, y Lobos sacó un cañonazo que amenazaba con ser un golazo, pero Óscar Pérez salvó la primera del encuentro volando a mano derecha.   Pero San Luis no venía de paseo al Volcán, y al 16 Aguirre hizo la individual por la derecha y conectó con dirección a las redes, pero Palos hizo lo propio para mandar a córner lo que parecía el 1-0 visitante. Macnelly Torres dio otro aviso al 36’ pateando de fuera del área, y la pelota se fue rasurando el poste.   Así concluyó el primer tiempo, y en el complemento Tigres apareció más decidido a cumplir la maniobra, aunque sería el San Luis el que se complicaría hasta entregar el duelo por incapacidad humana.   Al 49’ Ayala desbordó por la derecha y Mancilla remató de cabeza, para que el ‘Conejo’ volviera a lucirse volando contra la raya y enviando agónicamente a córner. Mancilla volvió a tener una clara al 58’ en una jugada individual de Lobos que dejó solo al chileno para empujar, sólo que el remate pegó en el poste y volvió al campo de forma increíble.   Hasta ahí Tigres era mejor, pero había partido todavía, sólo que al 60’ Matellán se ganó la roja directa por un planchazo sobre Danilinho, que cargó la balanza para el rival. En esa jugada Moreno fue amonestado por reclamar la decisión.   Ambriz quiso modificar mandando al campo a Michael Orozco, y el sacrificado fue Moreno, pero el atacante salió caminando inmune ante los apuros del árbitro, hasta que el silbante le sacó la segunda amarilla, dejando a los Gladiadores con nueve, y sin poder hacer el movimiento.   La noche se le vino encima al conjunto visitante, que en ese momento comenzó una lucha contra el reloj, con unos felinos que ahora sí adelantaron filas hasta acabar jugando todos –excepto en el portero- en el campo rival.   El ejercicio de tiro a gol para los felinos comenzó al 72 cuando Danilo le tocó a Lobos en el área para que el argentino fusilara de derecha, y justo cuando se cantaba el gol apareció el ‘Conejo’ de la nada evitando el 1-0.   El ‘Tuca’ sacrificó a Torres Nilo para enviar a Edgar Pacheco, y posteriormente a Salcido para mandar a Alberto Acosta, aumentando la presión, pero sin lograr el cometido final. En ese inter Danilinho pateó dentro del área y la pelota fue desviada hacia las redes, pero nuevamente Pérez voló a una mano sacando el tanto de la diferencia.   El tiempo ya era un enemigo de los regios, y fue hasta el 86 cuando Verón le tocó a Jiménez en el pico del área; el lateral hizo un recorte y empalmó de zurda con potencia para poner la pelota pegada al poste contrario, venciendo el lance de Óscar Pérez y anotando el gol que valía tres puntos y la primera victoria en casa.   Todavía Rivas estremeció el poste al 89’ con un disparo de pierna zurda, reflejando un dominio total por la condición del adversario.   La tarea estaba cumplida, pero aún quedaba lugar para el dramatismo, y al 92’ Jehú Chiapas cobró un tiro libre en tres cuartos de cancha, y la pelota salió tendida para el desvío de la zaga, y Palos tuvo que volar para evitar el 1-1 ante el grito de los aficionados. En el tiro de esquina Óscar Pérez se fue como rematador, y en una segunda jugada Lobos tomó al ‘Conejo’ fuera de su meta, y pateó desde atrás del círculo central con etiqueta de gol, pero el esférico se fue apenas desviado del poste.   El árbitro Miguel Ángel Flores consideró que era todo para los dos equipos, y silbó el final para gusto de la gente, dejando a Tigres invicto en el certamen, y levantando la vista con confianza para futuros compromisos.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×