Festejan niños con jugadores de Rayados

Chicos y grandes se divirtieron como 'enanos' con los Rayados en el Día del Niño Rayado que por primera vez se realizó en el Estadio BBVA Bancomer, cuando en ediciones anteriores se había...
Chicos y grandes se divirtieron como 'enanos' con los Rayados en el Día del Niño Rayado que por primera vez se realizó en el Estadio BBVA Bancomer, cuando en ediciones anteriores se había realizado en diversos parques de diversiones.
 Chicos y grandes se divirtieron como 'enanos' con los Rayados en el Día del Niño Rayado que por primera vez se realizó en el Estadio BBVA Bancomer, cuando en ediciones anteriores se había realizado en diversos parques de diversiones.  (Foto: Notimex)
Monterrey, Nuevo León, México -
  • Unas 15 mil personas festejan el Día del Niño Rayado con jugadores

Chicos y grandes se divirtieron como 'enanos' con los Rayados en el Día del Niño Rayado que por primera vez se realizó en el Estadio BBVA Bancomer, cuando en ediciones anteriores se había realizado en diversos parques de diversiones.

Alrededor de 15 mil personas acudieron desde temprana hora al Gigante de Acero para estar presentes en las diversas dinámicas que fueron realizadas por los patrocinadores del club y en las que también participaron los propios jugadores albiazules.

"Es el día que el Monterrey, la institución, los jugadores les dedicamos a los niños, ellos saben que una vez al año estamos presentes y es una tradición, fuimos los pioneros en hacer este tipo de eventos.

"Hay veces que se puede más cerca del día del niño, otras veces es antes, pero lo importante es que ellos saben que en el mes de abril el Monterrey se acuerda y les brinda un espacio de diversión, entretenimiento y sorpresas. Ahorita que llegue un niño y entre a un juego y esté un jugador de Rayados, no es algo que se de todos los días y te deja marcado", expresó Luis Miguel Salvador, presidente del club.

Los pequeños pudieron jugar futbolito de mesa, brincar en infables, probar su fuerza ee disparo y puntería, practicar tiros de gotcha, escalada en pared vertical, contaron con payasos y pintacaritas, pero la principal sorpresa fue cuando encontraban un jugador en el stand donde querían participar, con el que convivían y se llevaban la foto del recuerdo.

La parte final fue la firma de autógrafos en donde las largas filas eran de casi una hora y media para llegar hasta la mesa donde se encontraban los jugadores, para obtener la rúbrica y una selfie del recuerdo.

 

 

 

Newsletter
No te pierdas