Necaxa partió hacia el Azteca

A las 19:20 horas, los jugadores necaxistas y Cuerpo Técnico bajaron del hotel, tras la última charla que el Técnico Raúl Arias les dio y abordaron el camión que los conducirá al Estadio Azteca,...
 A las 19:20 horas, los jugadores necaxistas y Cuerpo Técnico bajaron del hotel, tras la última charla que el Técnico Raúl Arias les dio y abordaron el camión que los conducirá al Estadio Azteca, escoltados por 4 motocicletas de la SGPDF.  (Foto: Notimex)
Ciudad de México -
  • La marea roja y blanca rodeó el autobús de su equipo

A las 19:20 horas, los jugadores necaxistas y Cuerpo Técnico bajaron del hotel, tras la última charla que el Técnico Raúl Arias les dio y abordaron el camión que los conducirá al Estadio Azteca, escoltados por 4 motocicletas de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal y por más de 200 aficionados rojiblancos. La salida hacia el Azteca fue más que emotiva para algunos jugadores, ya que los seguidores les pedían poner el corazón y la garra por delante, no dejarse vencer en la cancha y les gritaban que Necaxa se salvarían. Otros jugadores como Federico Insúa salieron y ni los gritos, ni la multitud lo conmovieron, al menos en su rostro, ya que nunca quitó la seriedad de la cara y así abordó el autobús, en cambio otros, como el Auxiliar Técnico, Octavio Becerril, quien fue Campeón con los Rayos en los 90, se dejó querer al escuchar su apodo ¡Picas! ¡Picas!, sin duda, fue el elemento necaxista más ovacionado. La marea roja y blanca rodeó el autobús de su equipo, en el que podría ser su último partido en Primera División, algunos aficionados con lágrimas en los ojos, insistieron en que los que jueguen esta noche ante América den todo su esfuerzo y dejen la vida en la cancha, porque precisamente, la vida es lo que se juegan: “Rayos no se va, no se va, Rayos no se va”, retumbó los cimientos del hotel.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×