Uruguay 2-3 Alemania... Bronce para los teutones; Forlán y Müller acechan el...

Alemania logró vencer 2-3 a un aguerrido Uruguay y con ello se alzó con el tercer puesto del Mundial Sudáfrica 2010, para repetir la misma posición obtenida hace cuatro años cuando fueron los...
 Alemania logró vencer 2-3 a un aguerrido Uruguay y con ello se alzó con el tercer puesto del Mundial Sudáfrica 2010, para repetir la misma posición obtenida hace cuatro años cuando fueron los anfitriones de la máxima justa futbolística del orbe.
Estadio Puerto Elizabeth, ante un lleno -
  • Por segunda vez consecutiva los teutones son terceros
  • Forlán y Müller empatan en goleo a Villa y Sneijder

Alemania logró vencer 2-3 a un aguerrido Uruguay y con ello se alzó con el tercer puesto del Mundial Sudáfrica 2010, para repetir la misma posición obtenida hace cuatro años cuando fueron los anfitriones de la máxima justa futbolística del orbe.

El duelo estuvo lleno de emociones, de llegadas de ambos lados, un juego abierto, que además le permitió al alemán Thomas Müller y al urguayo Diego Forlán, empatar en la punta de la tabla de goleo al español David Villa y al holandés Wesley Sneijder con 5 goles, en la lucha por la obtención del Bota de Oro.

Alemania se fue al frente al 18, por medio de Müller, mientras que Cavani puso el 1-1 al 27; los charrúas dieron la vuelta y se pusieron 2-1 con un golazo de Forlán al 51, pero los germanos alcanzaron al 56' en un remate de Jansen, tras una mala salida del portero Muslera que tuvo una mala actuación; finalmente al 82', Khedira puso el 2-3 definitivo.

EL PARTIDO

El juego arrancó con intensidad porque todavía había muchas cosas en juego; no sólo el tercer lugar se podía definir aquí, sino también el título de goleo, ya que Müller y Forlán estaban sólo un tanto debajo de los líderes David Villa y Sneijder.

Los teutones se fueron al frente y estuvieron muy cerca de abrir el marcador en un remate con la testa de Fiedrich que dio en el travesaño al 10', eran los primeros minutos y era la primera opción clara, sólo fue cuestión de tiempo para que se abriera el marcador, con la complacencia del portero uruguayo Muslera, quien al 18' dejó un rebote a un disparo Schweinsteiger, que Müeller mandó al fondo de las redes desde el corazón del área.

Pero éste no era el final para Uruguay, cuya garra recuperó en este Mundial luego de varios años sin ser protagonista, ya que con energía y buen futbol logró reponerse, en una jugada que en el medio campo inició Diego Pérez al recobrar un balón, que filtró para Luis Suárez y luego éste hizo lo propio para Edinson Cavani, quien entró al área y definió cruzado a la salida del portero alemán para el 1-1 al 27'.

Uruguay tuvo en los pies de Luis Suárez la ventaja al 41', cuando quedó solo frente al portero dentro del área por derecha, pero su disparo fue muy cruzado y se fue por la línea de meta en una gran falla del charrúa; sin embargo, los sudamericanos comenzaron a dominar a los europeos y casi al arrancar la segunda mitad se pusieron al frente, en una gran jugada de Forlán, quien remató de volea un pase de Egidio Arévalo que se fue al fondo de las redes al 51'.

Pero vendría el segundo error de la noche del portero Muslera, un centro tendido al área, de rutina para cualquier guardameta, que techó al uruguayo, entonces sólo bastó que el alemán Jansen conectara con la testa para poner el 2-2 a los 56 minutos.

El juego estaba para cualquiera pero también parecía que se irán al alargue, sin embargo, Khedira hizo efectivas las apuestas que ponían a Alemania como favorito sobre Uruguay y con la cabeza aprovechó para rematar un rebote dentro del área y lo mandó al fondo de las redes, el marcador estaba 2-3 a favor de los teutones.

Pero si el dramatismo fue el sello de los uruguayos después de la primera ronda de este Mundial, no podían despedirse de otra forma de Sudáfrica, ya que al 92 estuvieron muy cerca de empatar y de obligar a los tiempos extra, cuando su líder, Diego Forlán, estrelló en el travesaño un tiro libre, para ahogar en suspiros a su afición, no así al silbante Armando Archundia, que acto seguido pitó el final del encuentro, el que podría ser el último en su carrera.

EL ARBITRAJE

Armando Archundia tuvo una buena actuación, trató de imponer su categoría ante alemanes y uruguayos; su único pecado fue no haber expulsado a Denis Aogo por una plancha sobre Diego Pérez al minuto 4, sólo le mostró cartón preventivo, pero si le enseñaba la roja, nadie hubiera protestado.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×