La derrota no entraba en nuestro presupuesto: Aguirre

La sonrisa se le borró del rostro de un pincelazo. Javier Aguirre, técnico del Tri, llegó a México con el rostro serio y habló ante los medios. Dijo que no contemplaba la derrota, pero que aún la...
Al terminar el partido entre México y El Salvador, un presunto fotógrafo increpó y provocó al atacante mexicano Cuauhtémoc Blanco.
 Al terminar el partido entre México y El Salvador, un presunto fotógrafo increpó y provocó al atacante mexicano Cuauhtémoc Blanco.  (Foto: Notimex)
Ciudad de México -
  • El equipo mexicano regresó a las 3:30 de la mañana a la Ciudad de México
  • El "Vasco" aseguró que con 18 puntos México la libra para ir al Mundial... y dice que sí iremos
  • Torrado y Pável no podrán jugar contra Trinidad por acumulación de tarjetas amarillas

La sonrisa se le borró del rostro de un pincelazo. Aquel Javier Aguirre que bien podría hacer comerciales promocionando pastas de dientes, pues su sonrisa es característica, desapareció después de la derrota en El Salvador en tierras custatlecas.

Su cortesía era la misma, pero el entusiasmo y alegría que mostró cuando tomó al Tri, no se reflejó, el semblante fue serio, entristecido, como queriendo encontrar respuestas sin poder hallarlas.

La caída, en su primer partido de su segunda era con la Selección, fue dura y terminó por proyectarle el difícil camino que México tendrá que seguir en la búsqueda del Mundial.

"Evidentemente perder no era la idea, no entraba en nuestro presupuesto la derrota, el empate nos sabía a poco, con el empate buscamos ir por el partido, tuvimos la posibilidad de meter a Medina, corrimos un riesgo calculado, Guardado de contención, Medina por derecha, quitamos a Guardado y dejamos a Israel Castro con Torrado y una jugada desafortunada nos impidió ganar un punto.

"Cuesta ganar de visitante, pero ya no a México, a cualquiera, hoy Costa Rica le gana a Trinidad y Tobago, pero no lo había hecho nadie fuera de casa, en Asia es muy difícil, en Europa, en Sudamérica, pero eso lo sabíamos, el diseño del calendario nos obliga a estar en la cuerda floja, pero estoy convencido de que al final de esto estaremos en el Mundial, hoy la tabla de clasificación no es muy bonita verla".

Aguirre quedó insatisfecho por la caída, pues desde su punto de vista México no merecía la derrota, ya que no considera que "El Salvador haya hecho más méritos que nosotros, lo más justo hubiera sido el empate", entiende que es momento de apretar y aprovechar que los siguientes dos partidos son en casa para encontrarse con seis puntos y ponerse en la pelea.

"Sabía que en siete partidos no había que perder ninguno y ahora las probabilidades nos obligan a ganar los siguientes seis partidos, ganar todos los de casa y afuera no perder. Hoy no hay espacios para lamentos, hay que intentar el miércoles a salir con las pilas puestas, este fue un partido más que se perdió, está complicada la situación, pero no estamos en el terreno de la gravedad, 18 puntos es el número clave para ir al Mundial, así lo dicen las Eliminatorias pasadas".

El Tri tendrá tres días para modificar su equipo, tratando de pulir los detalles sobre todo en la línea defensiva, pues para Aguirre el orden en la zaga es imperativo; además el equipo necesita buscar los hombres que se hagan cargo de la contención, debido a que ni Pável Pardo, ni Gerardo Torrado podrán estar el miércoles ante Trinidad y Tobago por acumulación de tarjetas amarillas.

El timonel ya piensa en quiénes podrían ayudarlo en la zona de recuperación y creatividad, aunque no descartó que para cubrir sus ausencias tenga que llamar a un par de jugadores.

"Hay que componer muchas cosas, empezando por los errores defensivos, si te hacen dos goles es muy difícil ganar partido. El primer gol fue un error garrafal evitable, sabíamos que ellos iban a salir como tromba, no salió lo que buscábamos que era aguantar un poco y nos anotaron; la derrota no nos gusta nada, el equipo esta muy jodido, y sin hacer un partido brillante sabemos que el Salvador no fue mejor", señaló el estratega quien hizo énfasis que en actitud no tiene nada que reprocharle a sus jugadores, pues para él, todos se entregaron al máximo.

El cuadro azteca regresó a las 3:30 de la mañana, de inmediato pasó aduana y sin tener contacto con los medios de comunicación abordó el autobús, el único problema que se suscitó cuando llegaron los jugadores, fue una pelea entre un policía y un hombre que estaba en el aeropuerto; sin embargo dicho evento no fue presenciado por los elementos del Tri y parece no tener relación. El equipo mexicano descansará una horas y por la tarde realizarán una práctica ligera de recuperación.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×