Fenway Park despedirá a Derek Jeter

Derek Jeter, Capitán histórico de los New York Yankees, se despedirá de la MLB este domingo, y lo hará nada menos que en la casa del más odiado rival
Derek Jeter, Capitán histórico de los New York Yankees, se despedirá de la MLB este domingo, y lo hará nada menos que en la casa del más odiado rival
 Derek Jeter, Capitán histórico de los New York Yankees, se despedirá de la MLB este domingo, y lo hará nada menos que en la casa del más odiado rival  (Foto: Getty, )
Ciudad de México -
  • El legendario shortstop de los Yankees jugará este día su último partido en las Grandes Ligas, en el estadio de su gran rival: Boston

Derek Jeter, Capitán histórico de los New York Yankees, se despedirá de la MLB este domingo, y lo hará nada menos que en la casa del más odiado rival, cuando los "Mulos" cierren su temporada 2014 en Boston contra los Red Sox. Ya sin posibilidad alguna de entrar a los Playoffs para ninguno de los dos equipos, lo único que estará en juego son los números finales del futuro integrante del Salón de la Fama. Hay cifras que ya no cambiarán en su carrera, entre ellos los títulos de Serie Mundial (cinco) o sus partidos disputados como shortstop, pues en esta serie con los Sox sólo será bateador designado. Sin embargo, aún puede aumentar la cantidad de hits (tres mil 464), una estadística que lo tiene en el sexto lugar histórico en este departamento. Tras un final épico en Yankee Stadium el jueves pasado, Jeter buscará una nueva alegría en un escenario donde vivió algunos momentos inolvidables en su carrera y en el que recibirá un homenaje del archirrival este domingo. "Habrá muchos gestos de respeto para él. No le daremos un convertible rojo, ni nada por el estilo. Lo que es más importante en estos días es su Fundación Turn 2, y planeamos hacerle una cuantiosa contribución, y le daremos un pedazo del Fenway Park para que se lo lleve con él", dijo el Presidente de los "Patirrojos", Larry Lucchino. Varios equipos reconocieron la carrera de "Captain Clutch" con diferentes regalos y los "BoSox" se unirán a la celebración. Aparte de la donación, le obsequiarán unas botas, similares a las que usaron sus jugadores en el desfile del título de la Serie Mundial en 2013, sólo que serán azules y tendrán el emblema de los Yankees y el número 2 del histórico jugador. "Jugaré aquí por el respeto que le tengo a la rivalidad y los aficionados de Boston. Si fuera en cualquier otro lado, no sé si jugaría", aseguró Jeter ENEMIGO DE LOS 'PATIRROJOS' Derek Jeter vivió uno de sus días más dulces en Fenway Park durante el juego 3 de la Serie de Campeonato de la Liga Americana en 2003, justo en su primera Postemporada como Capitán de los "Mulos". En un encuentro ríspido marcado por la bronca en la que Pedro Martínez, pitcher de los Red Sox, tumbó a Don Zimmer (en ese entonces con 72 años de edad) en el campo, Jeter se mantuvo alejado de los pleitos y concentrado en su trabajo sobre el diamante. Con el marcador 2-1 a favor de los Red Sox en la parte alta del tercer inning, el oriundo de New Jersey igualó los cartones con un tremendo batazo de cuadrangular por el jardín izquierdo ante la mirada impotente de Martínez, tres veces ganador del Cy Young. A la postre, los neoyorquinos ganarían el juego y la serie, aunque perderían la Serie Mundial en seis partidos contra los Florida Marlins (hoy Miami Marlins). Jeter suma 143 partidos disputados en Fenway hasta ahora, con un bateo de .265 en 618 turnos dentro de la caja, 164 hits, 14 jonrones, 88 carreras anotadas y 75 impulsadas. UN CABALLERO, DENTRO Y FUERA DEL DIAMANTE Su actitud profesional le dio el respeto de sus compañeros y adversarios. Su paso por las Grandes Ligas marcó hasta a los que le juraban odio por pertenecer al cuadro del Bronx. "Me bajé del coche y pensé que me iban a matar porque estaban encima de mí", dijo Jeter al New York Times, sobre su aparición en la puerta errónea del Fenway Park para el Juego de Estrellas de 1999. Más de 15 años y 14 selecciones al MLB All Star después, el ambiente en Boston ha cambiado y la afición reconoce a Jeter por su entrega en el deporte que ellos aman tanto como sus acérrimos rivales. Incluso y pese a que no jugó, cantaron el tradicional "¡De-rek Je-ter!... ¡De-rek-Jet-er!... ¡De-rek-Je-ter!" el viernes pasado durante el primer juego de la serie final de su carrera. "Dentro y fuera del campo, él (Jeter) representa la forma en la que quieres que tus hijos crezcan. Sólo Jesús es perfecto, pero él está muy cerca de ese tipo", expresó Albert Pujols, otro futuro miembro del Salón de la Fama.

No te pierdas