La emoción incomparable

¿Cuántas veces se dice que nada está escrito en el futbol? Y es que pocas cosas en la vida nos ponen al alcance tan frecuentemente el factor de la sorpresa como este deporte que por algo nos...

¿Cuántas veces se dice que nada está escrito en el futbol? Y es que pocas cosas en la vida nos ponen al alcance tan frecuentemente el factor de la sorpresa como este deporte que por algo nos atrapa de manera singular.

¿Era lógico que Tigres eliminara al América en el partido de vuelta con la desventaja que traía?, ¿alguien hubiera apostado por Toluca como candidato al título cuando empezó la liguilla?, ¿quién sabía lo que iba a suceder con Pumas en la definición por penales ante Boca?, ¿cuántos suponían que la última Eurocopa la ganaría Grecia?, ¿cómo tomar la semifinal de Copa del Mundo entre Turquía y Corea del Sur?

Y yo se que aunque muchos aficionados le perdieron interés a la liguilla después de que sus equipos fueron eliminados, aceptemos que fue emocionante ver el juego de vuelta entre “rayados” y “diablos” y que nos sorprendimos con el resultado final. Mención aparte para el polémico trabajo de Marco Antonio Rodríguez.

Y no me digan que horas después no vivieron con curiosidad el desenlace del juego entre Boca y Pumas y ni siquiera parpadearon cuando llegó la tanda de penales. En esos instantes al menos yo comencé a suponer la “pumanía” que se despertaría de nuevo en la capital, la cantidad de playeras como obsequio navideño que volverían a venderse, la reacción de sus fanáticos para esperar al equipo en el aeropuerto, de algún convivio al vapor para celebrar el acontecimiento, etc. De pronto, un penal fallado por Galindo y otro anotado por Abondanzieri y todo cambió en cuestión de segundos.... “nada está escrito”.

Por eso el futbol sigue siendo el deporte impredecible y de las sorpresas abundantes. Hoy estoy seguro que nadie puede garantizar que Cruz Azul, América o Chivas se sacarán la espina en el siguiente torneo, ni tampoco estamos exentos a un resultado no esperado ante Irán y Angola en el Mundial. ¿Aacaso muchos no se asombraron con las designaciones de Aguado en América y Mizrahi con Cruz Azul después de semanas y semanas con la especulación de nombres rimbombantes como los que se manejaron? Estoy seguro que más del 50 % de noticias que se producen en un año no las hubiéramos creído si nos las platican 12 meses antes.

Por eso aquellos que gustan de las apuestas muchas veces solo juegan a “la chica” pues en este deporte Osasuna es capaz de hacer mejor campaña que el Real Madrid, algo ilógico si revisamos los ceros de diferencia que hay en el presupuesto, y tampoco damos crédito que muchas veces los líderes de nuestro torneo hayan sido La Piedad o Veracruz, igual que nos resulta inesperado que sin hacerles mucho caso de pronto tengamos joyas futboleras menores de 17 años que nos han dado hasta hoy la gran satisfacción del 2005.

El año se acaba y los partidos también.....  ¿qué tantas cosas nos traerá el 2006?, ¿quién ganará el Mundial?, ¿y quiénes serán nuestros próximos 2 campeones de liga? ¿alguien se atreve a confiar en la lógica, las estadísticas o la historia?.... ¡ yo no !

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas