Italia ganó, pero ¿fue el mejor?

Se acabó el Mundial y tenemos Campeón. Pero aun cuando siempre he pensado que es justo que se reconozca a los campeones como los mejores equipos de un torneo simplemente por el hecho de haber...
Se acabó el Mundial y tenemos Campeón. Pero aun cuando siempre he pensado que es justo que se reconozca a los campeones como los mejores equipos de un torneo simplemente por el hecho de haber sabido jugar bajo determinado sistema de competencia, en esta ocasión sería un ciego si manifiesto admiración por el nuevo monarca.
 
Italia sí ganó, sí venció a Francia, sí llegó más lejos que Alemania, Brasil, Argentina y Portugal por citar algunos. Estuvo muy por encima de Holanda, Inglaterra, México y otros que pudieron soñar con alcanzar la cima, pero...
 
La propuesta exhibida en el partido final ante Francia deja mucho que pensar pues al igual que otras veces los azzurri se limitaron a hacer lo estrictamente necesario para avanzar casilla a casilla.
 
Es un hecho que si el ganador de un Mundial se resolviera con aplausos del público, el título no lo tendrían ni siquiera cerca de las manos. Pero se trata de futbol, de goles y del famoso manejo del partido.
 
Tampoco Francia es hoy una víctima que hubiese merecido mejor suerte; el futbol brillante que desplegó ante Brasil se quedó ahí, quizá algo le sobró para enseñarlo ante Portugal y luego sólo destellos. El caso Zidane merece trato aparte... de genio y figura a villano de la historia.
 
De un epílogo que pudo ser digno de novela con el gol que intenta al rematar con la cabeza el centro de Sagnol, al cabezazo fuera de sí con que reacciona para agredir, hay una gran diferencia.
 
Del cielo al suelo, y conociendo a través de los años de su vida y comportamiento no quiero ni pensar lo que habrá pasado por su mente en ese justo instante que expulsado y rumbo al vestidor, pasa junto a la Copa FIFA que veía como un candidato a levantarla terminaba su historia futbolística enmedio de un escándalo de proporciones mayúsculas.
 
El Mundial mueve a reflexiones y en los proximos días eso haremos, en tanto nos volvemos a meter al tema casero, al futbol mexicano, a las cabezas que comenzaran a rodar, a la elección del nuevo técnico nacional, a las pretemporadas, etcétera.
 
La Selección, por lo pronto no debería tener prisa en nombrar un guía con precipitación, el ejemplo La Volpe es claro, aquello de que más vale malo por conocido que bueno por conocer resultó fatal.
 
De manera que se cerró un capítulo que esperamos durante años con cuenta regresiva; hoy el objetivo se llama Sudáfrica... volvamos a soñar.
Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas