';Roma no'; se hizo en un juego

De pronto, los casi 60 mil aficionados americanistas explotaron en júbilo cuando Higuaín metió un golazo a los 91 minutos del juego contra la Universidad Católica de Chile.

De pronto, los casi 60 mil aficionados americanistas explotaron en júbilo cuando Higuaín metió un golazo a los 91 minutos del juego contra la Universidad Católica de Chile.

Y entonces todo mundo brincó, celebró y hasta exclamaron "¡Romano sí sabe cómo se dirige a las Águilas!". ¡Pero tranquilos! nadie duda que Rubén es un estudioso del futbol, que ha madurado como entrenador, que sabe trabajar y que muy pronto efectivamente se notará su mano en el América. Pero tampoco quieran señalar que como si fuera un mago que llega con varita mágica, cambió a un equipo de la noche a la mañana.

Es un hecho que no tuvo tiempo para trabajar y cambiarle el rostro a un cuadro acostumbrado a jugar de una forma diferente a la que seguramente el querrá imprimirle.

Sí, le reconozco que mandar la línea de 3 atrás con la salida de 2 laterales volantes (o carrileros) le ayudó, pero al igual que había sucedido con Lapuente, Carrillo, Tena o Brailovski, la figura americanista en este partido fue... ¡el portero!

Porque si Navarrete no hubiese tenido la noche que vimos, los chilenos tranquilamente hubiesen metido 2 goles al América. Fue evidente; pero a final de cuentas lo que se necesitaba en estos momentos era ganar y se ganó.

Porque hay veces que como dijera Lombardi... "ganar es lo único". Con un penal, con tanto dudoso, con una falla arbitral, con un gol de churro o de último minuto... como sea, sólo hay que ganar.

Es un hecho que América no tendrá mucho tiempo para que Romano trabaje como él quisiera con los entrenamientos tácticos que tanto le gustan.

Tomó a un equipo con la Pretemporada hecha, con refuerzos contratados, con seleccionados cedidos y así tal como se lo ofrecieron "le entró al toro".

Por lo pronto, el domingo reciben a Santos en el Azteca, luego viajarán para jugar en el Monumental de Buenos Aires contra River Plate y 3 días después visitan el "Volcán" para enfrentar a los Tigres de Lapuente. Un calendario nada fáci.

Así las cosas, Romano no puede jactarse, y él lo sabe, de haber hecho otro América con tan sólo un día al frente del club. El tiempo seguramente nos permitirá calificar y acreditarle los siguientes resultados.

Eso sí, nadie, pero absolutamente nadie le quita el triunfo conseguido en su debut, en una noche que también será recordada como la del "eclipse lunar".

Y ojalá que los triunfos no lleguen para los de Coapa con la misma frecuencia del fenómeno astrológico, pues de ser así ¡que ya caliente el siguiente relevista!

Opina de esta columna aquí.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas