¿Ganar ';segundo lugar';?

¿Notaron algo el pasado domingo? Cruz Azul no salió a recibir sus medallas. Y no por no haber querido, sino porque la FMF ya lo permite. Mi pregunta es ¿bajo qué argumento?

¿Notaron algo el pasado domingo? Cruz Azul no salió a recibir sus medallas. Y no por no haber querido, sino porque la FMF ya lo permite. Mi pregunta es ¿bajo qué argumento?

Y es que aunque algunos dicen que "el segundo lugar es el mejor de los perdedores" o que "no se gana la plata sino que se pierde el oro" lo cierto es que caer en una Final no debería verse como algo vergonzoso.

Si bien se trata de un fracaso pues no se logra un objetivo y quedarse en la orilla debe ser muy triste, se debe aceptar que en el deporte se puede ganar o se puede perder.

Aún recuerdo aquella escena de Oswaldo Sánchez el 13 de junio del 2004 cuando Chivas perdió la Final contra Pumas y el entonces Capitán tapatío fue el único representante del subcampeón que salió al campo para recibir el trofeo de segundo lugar.

Con llanto en los ojos y una rabia contenida que no podía ocultar el guardameta subió a la tarima, recibió todas las medallas a nombre de sus compañeros y tomando con una mano la copa casi arrastrándola se la llevo hasta el vestidor.

¡Qué diferencia con el Oswaldo que vimos años después en Toluca levantar el título y al que también estuvo el domingo eufórico en la cancha del Corona!

Pero ¿qué tiene de malo rendirle homenaje a los que no ganaron pero llegaron a la Final? ¿acaso hace dos semanas no vimos a los jugadores del Barcelona hacerle el "pasillo" al virtual Campeón Real Madrid?

Y no es primera vez que esto que hizo Cruz Azul sucede. En las finales de Copa Sudamericanas es muy común que los perdedores de una Final se desaparezcan cuando el árbitro silba dando por terminado el partido. Y entonces, nadie sabe más sobre ellos.

La fiesta se queda en la cancha con los vencedores como únicos protagonistas quienes saltan, se abrazan, lloran, brindan, dedican su triunfo, dan vueltas olímpicas, las tomas de televisión de plano se olvidan de visitar al vencido y entonces ni siquiera nos damos cuenta de dónde quedaron.

Pero al menos yo soy de los que piensa que un segundo lugar es muy digno. Es cierto que esos equipos se quedan en la orilla y que no hay nada como el triunfo, pero si el asunto de permitir que los segundos lugares no salgan a la premiación se vuelve una costumbre, quiero suponer que por imitación esto se dará también en las ligas menores y la verdad no me gusta nada.

Si bien Vince Lombardi hizo famoso aquello de que "ganar es lo único" pienso que perder una Final (y muchas veces con la frente en alto) también merece al menos un aplauso de los aficionados.

Sí, enseñemos a los niños a vencer, pero también que en el deporte "hay que saber perder".Opina de esta columna aquí.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas