El ';verbo'; de los técnicos

Mil veces me he preguntado... ¿Cuánto influyen verdaderamente los técnicos en los resultados de su equipo?

Mil veces me he preguntado... ¿Cuánto influyen verdaderamente los técnicos en los resultados de su equipo?

Y es que no dudo de la capacidad que tienen muchos de ellos para descifrar el esquema del enemigo, elegir a sus titulares, diseñar su táctica de juego y decidir el momento adecuado para hacer cambios.

Claro que tiene su chiste, pero en un futbol en el que sólo importan los resultados ¿cuántos excelentes y preparados estrategas serán ignorados y ninguneados por el sólo hecho de no haberse coronado y cuántos otros son aplaudidos mas por los méritos de sus jugadores que por su propia capacidad?

Bien lo dijo Jorge Valdano... "a veces el éxito o fracaso de un técnico depende de la puntería de su delantero".

Y es que la primera jornada de nuestra liga nos pone varios ejemplos para reflexionar.

Uno podría ser el caso del Monterrey.

¿No se supone que por lógica un equipo que aguantó a La Volpe pese a los malos resultados, conflictos dentro y fuera de la cancha y poses de divo al momento de renegociar su contrato debería sufrir a su salida?

¿Y cómo entonces entender que si el relevista apenas llego días antes, no armó el plantel y recibe a un equipo que se juega la vida como el Puebla termine ganando, goleando y gustando?

Ahora resulta que Víctor Manuel Vucetich salió del Estadio Tecnológico entre elogios y aplausos de un público exigente que ya le dice " que bueno que llegaste, felicidades, sigue así, etc." Aún cuando el abultado marcador puede ser engañoso y tres de los cuatro goles se marcaron en los últimos 15 minutos.

¿Pero que paso ahí?, ¿será que con La Volpe hubiesen sido igual de contundentes? Nunca lo sabremos.

El tema de la famosa "varita mágica" merecería un profundo estudio.

Y al día siguiente en La Comarca Lagunera viene el caso con el América del "Pelado".

El hombre más cuestionado del medio (disputando "honores" con Eriksson y sus listas de convocados) estuvo en el "ojo del huracán" durante ocho días luego de su eliminación en el Interliga y comenzaba perdiendo ante Santos hasta que llegó Cabañas y le cambió el rostro.

Así, de repente el entrenador argentino respiró profundo, sumó tres puntos, calmó las aguas y le espera una semana mucho más tranquila que la anterior pues ya ganó. Parece fácil.

En todos los casos estoy seguro que La Volpe, Vucetich y Díaz son buenos entrenadores.

Jugaron profesionalmente el deporte, conocen sus secretos, han vivido buenas y malas, se prepararon para ser técnicos, son obsesivos de las tácticas y estrategias y ninguno de los tres es ni más ni menos bueno que hace un mes.

¿Qué cambia toda la perspectiva sobre su capacidad hacia la afición?... Sólo el resultado.

Bien lo dijo el maestro Trelles... "Los técnicos son hijos del resultado y tan buenos o malos como el último que consiguieron".

Pero ¿será que "un buen plantel salva a un mal entrenador" o se da más que "un buen entrenador es capaz de hacer un buen plantel"?

Porque otra duda es ¿el buen técnico es aquel que se adapta a los jugadores que tiene y explota sus principales virtudes o es mejor el técnico que hace que esos jugadores se adapten y entiendan su sistema?

Llego a la conclusión que no hay libritos ni reglas escritas.

Muchos técnicos viven del "rollo" nos envuelven en sus discursos, promesas y definiciones tácticas como tratando de convencernos que sólo ellos saben qué es el futbol.

Otros más discretos trabajan, suman puntos, se adaptan al equipo que sea y tal vez sin tanta personalidad mediática se concentran a realizar su tarea con un "bajo perfil". Y muchas veces ( la mayoría) son mucho mejores que los "rolleros" pero su manera de ser y no haber ganado algún título los pone en aparente desventaja sobre los otros.

El caso es que el futbol es impredecible.

No siempre ganan los que deben sino los que pueden y no siempre se reconoce a los que más saben sino a los que más ganan.

Y así será... por los siglos de los siglos.

Opina de esta columna aquí.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas