¿La Máquina está lista?

Bendito seas Ángel Fernández.

Bendito seas Ángel Fernández.

Autor entre muchos sobrenombres de "La Máquina Celeste". Con el que bautizó para siempre a un Cruz Azul que en los años setentas forjaba momentos inolvidables de su historia y buscaba una personalidad luego de su mudanza al DF.

Y desde entonces, esta Máquina "a veces pita más y a veces pita menos".

Pero hoy quiero destacar lo que me parece un resurgimiento que todos aplaudimos. Cruz Azul está de vuelta desde hace poco más de un año.

Y con ello demuestra que la llegada bajo una estela de dudas de su Director Técnico, Jorge Markarián, dio resultados.

Antes habían buscado e intentado con mil fórmulas.

Prácticamente todos los técnicos exitosos de nuestro país se habían formado en esa caravana desfilando sin éxito a excepción de Luis Fernando Tena.

Pero el 2008 fue para La Máquina algo más que un buen año. Aún sin lograr título.

Y es que las dos finales que disputó tuvieron una magia especial que en ningún momento dieron pie al "ya merito" sino a un "aquí estamos" que le vino bien a su Directiva y aficionados.

Porque los técnicos y jugadores a veces "vienen y van" pero los que dirigen en el escritorio o apoyan en la tribuna suelen tener un mayor compromiso.

Y no creo que caer ante Santos y Toluca en las 2 finales del 2008 sea motivo de vergüenza, sino al contrario.

La Máquina demostró que ya está lista para volver a los primeros planos, para pelear de tú a tú y para que con orgullo su gente vuelva a presumir el gusto por esos colores.

¿No me digan que no vieron a más gente con su playera celeste en el último año que en otros?

Resultó que como siempre sucede, la identidad futbolera acompañada de buenas actuaciones extendió la carta de perdón para un equipo que muchas otras temporadas sí les había quedado a deber.

Por eso me da gusto que hoy Yosgart haya hecho olvidar a quien fuera un símbolo en la puerta durante tantos años, que jóvenes como Domínguez, Castro, Lugo, Villaluz, Andrade, Velasco, Galván y Orozco no se sientan menos que nadie.

Que otros como Beltrán, Torrado, Riveros, Lozano y Bonet se consoliden como pilares y entiendan su compromiso de aporte.Y que Carrusca, Landín y algunos otros sientan que deben redoblar esfuerzos si es que quieren ganarse la titularidad.

Me consta que Billy y Alfredo Álvarez le tienen algo más que amor a esos colores. Cruz Azul es su vida.

Y muchas veces creo que injustamente se les ha señalado como los principales culpables de las debacles.

Pero hoy hay que darles también su parte de mérito al confiar en la continuidad de Benjamín. La gente está volviendo a las tribunas y el equipo convence cada día más.

La Máquina tal vez se descompuso mucho tiempo, pero le metieron mano, la están arreglando y creo que en el 2009 la salida del oscuro túnel está más cerca.

Falta mucho tiempo para que el torneo termine, pero el arranque es halagador.

¡Qué bueno por ellos y por nuestro futbol que ya se estaba "mal acostumbrando" a verlos aflojar el paso en las vías más importantes de su ruta.

Hace tiempo que el trenecito ya se oye otra vez como locomotora… ¡y cuidado que ahí viene La Máquina!Opina de esta columna aquí.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas