El equipo de transición

Estimadísimos lectores de Medio Tiempo. Como cada semana, es un honor para mí platicar con Ustedes, la comunidad futbolera más importante de México.

Estimadísimos lectores de Medio Tiempo. Como cada semana, es un honor para mí platicar con Ustedes, la comunidad futbolera más importante de México.

Este lunes nos despertamos con la noticia de que el más serio candidato a dirigir a la Selección Mexicana se ha convertido en técnico del Necaxa. Este movimiento toma riesgos, ya que Hugo Sánchez no por ello ha dejado de ser el candidato más lógico para el Tri, pero ahora, tomando el toro por los cuernos, ha vuelto a la luz pública y se pone en la vitrina de resultados.

Todos sabemos que en la segunda mitad de Noviembre se estará dando la decisión sobre el técnico nacional, así que Hugo Sánchez tiene dos meses para confirmar o poner en riesgo la viabilidad de su nombramiento con el equipo mexicano. Esta situación me deja dos posibilidades solamente; la primera, que por alguna razón se ha descartado a Hugo como el estratega a tomar las riendas del Tri el próximo Diciembre, algo que se me hace improbable; la segunda, que Hugo confía plenamente en sus facultades como estratega para, en esta última y corta carrera confirmar su capacidad y reubicarse en la mente del medio tan propenso a la memoria a corto plazo.

Necaxa es uno de los pocos equipos en México que podríamos considerar "neutrales", ya que en general no son odiados por alguna rivalidad extrema. Esto lo hace propenso a que la afición los critique con cierta frialdad objetiva. Lo que más se le reprocha a los ahora Hidrorayos es su sistema de juego tan calculador, pero esto precisamente es lo que se intenta erradicar con el "golpe mediático" que significan estos movimientos necaxistas.

Como oportunamente nos informó nuestro reportero Sergio Guzmán, el propio López Zarza nos confesó que el nuevo Presidente del Necaxa, Javier Pérez Teuffer calificó su cese como eso, una "destitución mediática" y como tal, no hay nadie mejor que Hugo en México para atraer los reflectores. Y aquí, vuelvo a lo mismo, se necesita valor para afrontar esta situación ya que a partir de ahora, Necaxa será un equipo vigilado, estudiado, analizado y en el que los resultados se volverán noticia de primera plana, ya sea para bien o para mal.

Por otro lado, una vez más vemos que mientras las exageraciones con la prensa siguen en los estadios, las reglas se relajan en las tribunas. Sorprendente me resultó el atender los comentarios de los reporteros de Medio Tiempo que cubren los partidos en el sentido de que incluso, algunos policías aparecieron en los accesos para la prensa en los estadios, tratando a los representantes de los medios como unos miembros de la barra más vigilada. "Hasta me quitaron mi chesco", me comentó alguno.

Mientras esto pasaba, veía cómo en San Luis volaba desde la grada una botella de plástico de litro y medio llena de un sospechoso líquido a un par de metros de un jugador y este domingo, como una roca del tamaño de un tabique que fue arrancada de la grada del Tres de Marzo, caía violentamente cerca del arco de Corona poniendo en serio riesgo la vida de los presentes, desde jugadores, árbitros, hasta recogebalones y demás trabajadores, e incluso de otros aficionados de la misma porra.

¿Quitarle su refresco a un reportero es también orden de las televisoras o forma parte de la tremenda repartición de autoritarismo que ha hecho la FMF entre todos los "guardianes" que no tienen idea de lo que necesita un reportero para informar y hacer el trabajo que los clubes piden para la difusión de sus juegos y actividades? ¿Querrá la FMF que nos pongan una correa a todos los representantes de los medios en cada estadio o simplemente es la confusión del "equipo de transición" de poderes en el edificio de Colima? Mientras tanto, hay aspectos urgentes y graves en el futbol mexicano tomándose tan a la ligera, que podríamos decir que ni siquiera ocurrieron "oficialmente"; claro, hasta que la piedra caiga sobre la cabeza de alguien.

Pasando a un tema mucho más agradable, quiero darle la bienvenida al equipo de columnistas de Medio Tiempo a un grande de la comunicación. Seguramente Ustedes ya vieron su tremenda columna que estrenamos la semana pasada acerca de Giovani. Él es el mejor narrador de futbol de habla hispana, se llama Luis Omar Tapia y es ya parte del equipo de Medio Tiempo. ¡Bienvenido "Panda"!

Por esta ocasión me despido, no sin antes desearles una excelente semana y no olviden escribirme sus comentarios a wgonzalez@mediotiempo.com . Este martes y miércoles tenemos Champions y Sudamericana ya con mexicanos, por lo que el futbol no faltará.

Muchas gracias a todos por hacernos grandes.

Walter GonzálezDirector Editorial

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas